Aunque hemos tenido una temporada sin actividad, por cuestiones técnicas y administrativas, estamos de nuevo en marcha.
Esperamos vuestros textos en las condiciones que se indican.
Gracias a todos los miembros de Netwriters

domingo, 29 de mayo de 2011

- AL FINAL DEL PASILLO - XAVIER FRÍAS CONDE (FRANTZ FERENTZ)

Antes de salir del centro comercial, le dijo a su mujer:
— Anda, espera, que tengo que orinar.
— Eres como un niño —le dijo ella contrariada.
Él echó a andar por aquel larguísimo pasillo al final del cual debían estar los servicios. Pero no esperaba que fuese tan largo. ¿Cómo era posible? ¿Podía acaso medir un kilómetro? Estaba llegando a la extenuación, no estaba acostumbrado a caminar tanto y menos para ir al baño. Ya casi sin aliento, vio la puerta con el letrero «Gentlemen». Encima en inglés. Abrió la puerta. Entró. Una densa niebla lo envolvió. Perdió el aliento. Cayó al suelo. Murió en el acto.
Lo siguiente que vio fue un túnel, con luz al fondo. Caminó hacia allá. Recordó lo que había oído del tránsito de la muerte. Salió al otro lado del túnel. Se oyó a sí mismo llorar porque alguien le daba unos cachetes en las nalgas. De repente, su memoria se limpió completamente. Su propia mujer acababa de parirlo a escasos 900 metros de donde él había muerto. Con el disgusto de reconocer el cadáver de su marido, el parto se le había adelantado y él se había encarnado en su propio hijo.
Todo ello, pese a lo extraño que pudiera parecer, era totalmente normal, dado que ella no hacía más que repetirle a él: «eres como un niño». A partir de entonces, se lo podría repetir cargada de razón.

5 comentarios:

  1. Xavier, qué buena trasmigración del alma...Nunca dejas de sorprenderme. Tienes la sensibilidad necesaria para escribir unos bellos poemas y el ingenio que te hace un maestro del relato corto.

    Enhorabuena, me ha gustado mucho...

    Besos y un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Cada día un autor se asoma a esta ventana. En este caso lo ha hecho un magnífico narrador, Frant Ferentz, con un relato que es muestra de su gran ingenio. Un relato diferente, personal, en la mejor tradición de la Literatura que hace de lo cotidiano la mayor fantasía.

    ResponderEliminar
  3. Me gusta como escribes, es lo que pensé la primera vez que te leí, lo que pensé la segunda y lo que me repito cada vez que te leo.
    Y siempre suelo acabar la frase con un agradecimiento hacia ti, por compartirlo.

    :-)

    ResponderEliminar
  4. Gracias a vosotros por leerme. El valor de lo que escribo está en vosotros, los que me leéis, por eso siempre os estoy agradecido.

    He abierto una página en FB para que podáis seguirme en lo literario:

    http://www.facebook.com/pages/Frantz-Ferentz-official/112679348821191

    Un abrazo agradecido

    Xavier (Frantz Ferentz)

    ResponderEliminar
  5. La transmigración de las almas siempre ha sido un tema que me ha provocado mucho. En ocasiones pienso, ¿habré vivido otras vidas? Pero como no me acuerdo, pues salto de pensamiento y me voy con mis cositas prosáicas.
    Menos mal que te tengo a ti para aportar a mi vida ese toque trascendental que esta mujer pragmática tiende a olvidar.
    Estupendo texto.
    Gracias.

    ResponderEliminar

El autor de este texto agradece sus palabras.

Sigue las actualizaciones desde tu correo